30 diciembre 2011

Razones evolutivas para sentirse mal cuando no se hace nada

Dice Mihaly Csikszentmihalyi, en su libro El yo evolutivo, que la gente suele estar mejor haciendo cosas que no haciéndolas. Incluso va más allá: la gente, aunque no lo reconozca, suele estar mejor trabajando que "disfrutando" del tiempo libre. Esto se entronca en su definición de fluir. Cuando la mente tiene objetivos claro que cumplir, estos son alcanzables y reportan resultados inmediatos, se está más satisfecho. Por el contrario, cuando estamos en casa sin hacer nada, es bastante inevitable que la mente, cada vez más desordenada e incontrolable, acabe encontrando algo frustrante en lo que pensar.

Evolutivamente, eso hace que sobrevivamos como especie. Esa desazón que termina alcanzándonos cuando no estamos en flujo, nos lleva a ponernos a hacer cosas, a ver la tele, a leer, a intentar contactar con gente. Y así, incluso viendo la tele, existen más posibilidades de encontrar pareja y de tener descendencia. Más, muchas más, que si disfrutásemos estando solos sin hacer nada.

Share/Save/Bookmark

2 comentarios:

martuky dijo...

Me parece bastante curioso... La verdad

Luis XL dijo...

Lo cual deja en entredicho el "dolce far niente".
Salu2.